Reflexión Semanal #51

reflexión Semanal #50
@mehananreddy999

El poder del acto de RECIBIR, es tan importante como el acto de DAR. Siempre se nos habla del dar, incluso con sufrimiento , pero no se nos  explica del flujo que implican ambos conceptos, y que están íntimamente ligados. Es un flujo, así como hay día y noche, sol y luna, sin recibir,  no existe el dar y viceversa.

El dar debe ser desde el corazón,  con amor y sólo por el hecho de dar, no como una obligación o un deber, ni menos una condición.

El recibir, es otorgarle a otro la posibilidad de dar, de crear esa vasija para que otro pueda ejecutar su acto de amor incondicional. Ambos actos te producen estado de felicidad, bienestar y humildad, ambos se ejecutan en silencio. Si te niegas a esa opción, el flujo se corta, como si la sangre dejara de circular por tu cuerpo. Ambos actos te producen estado de felicidad, bienestar y humildad. Cuando recibes, entiendes que el otro te está dando algo preciado y valioso y corresponde recibirlo con agradecimiento.  Si solo das y te niegas a recibir, no solo no estás valorando los dones que se te ofrecen, sino que además no estás permitiendo que otros se sientan llamados a participar en el ciclo y den de aquello que los hace especiales y únicos.

Lo mágico del recibir es que tienen un poder transformador y multiplicador. Para recibir ocurre un fenómeno pasivo de apertura, de dejar pasar y una vez adentro, se lleva a cabo la alquimia. Sólo si recibes podrás dar más y mejor.

“Dando aprendes a recibir, recibiendo aprendes a dar.” Alejandro Jodorowsky

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s