Reflexión Semanal #68

Reflexión Semanal #68
@evgenia1988istinova

Quizás, sólo quizás, lo que estamos viviendo sólo nos dice  que debemos volver al origen, a lo que somos; seres espirituales transitando por este mundo en un cuerpo físico; conectarnos con la simplicidad, a lo que vinimos, a dejar de perseguir lo individual y egoísta, para ir detrás de lo esencial, aportar y construir. Dejar de depredar y conectar nuevamente para vibrar en una frecuencia superior de generosidad y humildad.

El Universo nos está despojando de una manera muy sutil de esa creencia que todo lo podemos controlar, que todo es adquirible y “comprable”; y lo está haciendo de una forma en la cual nuestro ego se debilita, hacernos ver que somos vulnerables y que nuestro mayor miedo, “la muerte”, es el que nos hace algo humildes e indefensos. Porque en el momento que se susurra el hecho que existe un “peligro” frente al cual no tenemos protección ni “control”, comienza el pánico colectivo. Se toman medidas, se inventan cosas, la sombra se encarga de demostrar que somos vulnerables  y perdemos incluso la cordura y la perspectiva; actuamos de formas irracionales y el señor rumor toma el control. Los números, lo material,  índices, se desploman una vez más, e insegurizan, porque en el fondo todo es virtual, no es real; más miedo aún.

Por alguna razón el “guardarnos” en nuestros hogares, nuestro templo,  nos lleva a cuidar a los nuestros, compartir, estar tranquilamente en compañía de la música, la lectura, la conversación  y dejar de embriagarnos con el externo que a veces sólo es un medio de evasión. Retornar a ese espacio único y rico, es el que nos hace seres creadores y más pensantes, viviendo el presente.

Quizás, sólo quizás, este reencuentro “obligado” contigo, es el primer paso para una vida más plena y consciente, en la cual podrás encontrar  el sentido de esta vuelta por acá; un regreso que sólo conduce a ser mejor, y por qué no, a una comprensión superior que sólo te traerá paz.

“Uno nunca tiene miedo de lo desconocido, uno tiene miedo de lo conocido llegando a su fin”. J Krishnamurti

Reflexión Semanal #60

reflexión Semanala #60
@misanthropka0309

La EMPATIA es la capacidad de percibir, compartir y comprender los sentimientos y emociones de los demás, basada en el reconocimiento del otro como similar. Identificar y reconocer lo que otro puede sentir, preocupándose por experiencias ajenas. Wikipedia.

Los seres humanos somos egoístas por naturaleza, ya desde niños manifestamos esta condición natural y espontáneamente. El egoísmo divide, endurece, enoja, separa y nos hace perder toda perspectiva, transformándonos en seres autómatas e inconscientes. Ocupar el tiempo y comenzar a mirar ese lugar oscuro que vive en nosotros, es un gran paso para crecer y madurar; para hacer cambios y acercarnos a actos y pensamiento más luminosos y amorosos. No hay nada más lejos del amor que el egoísmo.

Y en el otro lugar, ahí reside la empatía; la empatía verdadera, la que nace del corazón, con humildad y generosidad.

No la empatía del discurso político, no  la que desea ganar algo a cambio,  no la que palmotea la espalda, no la que te somete, no la que es por conveniencia.

La auténtica empatía es luminosa, descansa en la gran virtud de la generosidad y que no espera recompensa alguna. Es silenciosa, de largo plazo, envuelta en luz y amorosa. Salirse del Yo, y comenzar a pensar en el otro, requiere salir de la zona de confort y dejar de lado tus inquietudes y angustias; ser compasivo no es tener pena por el otro, es ponerse en el lugar del otro, integrarse con el dolor y situación del otro,  no mirar con los ojos de nuestra condición innata del egoísmo, sino con los ojos del amor y respeto. Si nos acercamos cada vez más a estas humildes prácticas, seremos mejores personas, más felices y nuestro entorno estará en paz.

“Tengo miedo de herir el corazón de alguien. ¿Por qué? porque sé cómo duele” Antoine de Saint-Exupéry.

Reflexión Semanal #48

Reflexión Semanal #48
@ahamdrkhan69

Humildemente te invito a hacer una gran pausa, o las que sean necesarias, para que vayas a tu interior y te conectes con ese mundo que yace ahí. Un mundo desconocido a veces, pero es TU mundo, único y lleno de misterios y bondades. Que el medio te presione constantemente para ir al exterior, es una realidad; de lo contrario “las cúpulas de poder” no podrían lucrar. Y aquí el desafío personal, puesto que nada ni nadie te puede quitar la libertad y el derecho de ir al encuentro de tu Ser; es un proceso, que tiene tu ritmo y el de nadie más.

A medida que te vayas adentrando en la introspección, con amor, pero sin autoengaño, irás descubriendo y aclarando actitudes, emociones, reacciones adversas, y un sinfín de comportamientos adecuados o inadecuados. Con ello irás tomando mayor conciencia de ti y del por qué te suceden las cosas, entenderás mejor el por qué de una emoción, tomarás mejores decisiones, canalizarás mejor y más equilibradamente tu energía sexual y verás la real importancia que tiene; irás viendo que en tu entorno hay hechos y personas que no te hacen bien, y podrás salir de ahí con serenidad.

Un gran mundo por descubrir, explorar, amar, comprender, y que paso a paso te acercará a un estado de serenidad mayor y a tu propia felicidad. Sólo debes darte el tiempo que te mereces.

Cuando pierdes contacto con la quietud interior, pierdes contacto contigo mismo. Cuando pierdes contacto contigo mismo, te pierdes en el mundo.Eckhart Tolle.

Brújula Astral 18.2

Brújula Astral
Gajendra Rawat king

Te invito humildemente a que te adentres en tu interior, y mires tus heridas. Esas viejas heridas que sientes que son parte de ti hace mucho tiempo y que están ahí permanentemente; que sangran cada cierto tiempo, y que en ocasiones se sienten más livianas. Astrológicamente estos últimos siete años aproximadamente, te has sumergido en esas heridas, a veces muy profundo y a veces flotando, compasivamente, pero también en forma lastimera; una energía difusa, pesada y con una sensación de dificultad para salir de allí.

Pero te tengo buenas nuevas, ya que a partir de ahora y por aproximadamente otros siete años, esta energía cambia. Ahora esas viejas y dolorosas heridas las enfocarás desde otro lugar; desde el lugar de la autosanación y con las ganas de terminar con ellas. Puede ser que pidas ayuda de distintas formas para lograrlo, todo depende de qué tan profundas sean, o en qué área de tu vida te sientas como el “niño herido”. Ahora ese “niño” se hará cargo en forma más madura, eficiente y determinada para enfrentar y alivianar esas cargas que se arrastran durante tanto tiempo. Las energías astrales te ayudarán en el proceso, es individual por cierto, ya que cada persona es un mundo diferente y astrológicamente las condiciones de cada uno son distintas. Lo que sí es seguro es que hay un cambio, sólo observa cómo te  vas a ir sintiendo en tu interior respecto a esas heridas y cómo las vas a ir enfocando.

Como ejemplos, para algunos, las heridas pueden estar en el área de la relación con la materialidad, sintiendo que lo material es dañino, que es para otros, cargando esa energía de emociones negativas y que la situación nunca va a cambiar; entonces ahora es momento de cambiar la actitud y mejorar esa relación.

Para otros, las heridas pueden estar relacionadas en el área de pareja; que “tengo mala suerte”, que quizá nunca encuentre a la persona, que mejor me quedo en soledad y no me arriesgo; pues observa tus pensamientos y actitudes al respecto, míralas con más madurez y sale de la zona del “pobre de mi”.

También pueden estar en el área de lo profesional, qué tan exitoso puedo ser y cómo seré reconocido o no; por qué no encuentro ese trabajo, por qué no se me reconoce, por qué siento esta frustración; bueno, comienza por reconocer tus habilidades primero, potenciarlas y compartirlas, así dejarás de anularte y los otros tampoco lo harán.

Entonces ahora, manos a la obra, puedes ocuparte de tus temas y ver más claridad, deja que las heridas sangren, estarán a carne viva, pero sólo así tendrás la posibilidad de sanarlas y con ello te sacarás un gran peso de encima. Atrévete, los astros te acompañan en esta tarea.

Que tengas un ciclo lleno de bendiciones.

 

Reflexión Semanal #13

Reflexion Semanal 13
Hasan

Si te sientes abrumado(a), es muy probable que sea el ego que te atrapó y estás perdiendo la perspectiva. Estás viendo las situaciones bajo el prisma de lo irreal, con un discurso mental repetitivo, controlador y además negativo. Deja ir, que  las situaciones y las personas no son  controlables ni son de tu posesión; suelta, no trates de conservar ni atrapar lo que claramente no es para tí; libera tus apegos emocionales y físicos.  No permitas que tu mente supere a tu alma, ya que ésta es inalterable, y tus pensamientos son volálites y difusos. Vuélcate a lo importante que eres tú mismo y tu equilibrio, en ese lugar acogedor también están las respuestas.

Ahí encuentras el mejor  refugio y es como regresar  a casa.

Al fin y al cabo , lo que debe suceder y lo que no, acontecerá igual.

“Debemos ir más allá del constante clamor del ego, más allá de las herramientas lógicas de la razón, al lugar tranquilo dentro de nosotros; al reino del alma” .Deepak Chopra. 

 

Reflexión Semanal #12

Reflexion Semanal 12
Roberto Cabrini

Quítate la mochila y comienza a ver y sacar  la cantidad de cosas inútiles que llevas. Saca las preocupaciones, no te conducen a ninguna parte y de seguro que son de cosas que aún no han sucedido o de situaciones que no puedes controlar; saca las emociones negativas, ésas se pueden sentir, pero no deben llevarse como carga; saca la angustia, esa que te agobia, te enferma y no te deja ver la realidad; saca los miedos, los que te limitan y que te hacen ser una persona sin certezas ni confianza.

Ahora, libre de carga, deja la mochila vacía en alguna parte en donde no la puedas encontrar nuevamente y sólo ocúpate de tí, fluye; eres lo más importante, tu calma, tu bienestar y desarrollo como persona. Tú eres lo real, lo demás es efímero, incluso ilusorio  y carece de sustancia.

“La realidad exterior, las personas y las cosas, tienen sentido sólo en la medida en que satisfacen o frustran el estado interno del cuerpo. Sólo es real lo que está adentro: lo exterior sólo es real en función de mis necesidades (nunca en función de sus propias cualidades o necesidades).” El arte de amar” (1956), Erich Fromm

Reflexión Semanal #10

Reflexión Semanal 10
@mayurinskr96

Es momento de sentir más y pensar menos. No permitir que esa parte perversa de la mente sabotee el diario vivir y la felicidad. Es una dura batalla cotidiana, pero con conciencia se puede observar el comportamiento  de los pensamientos negativos y cómo influyen éstos en la existencia. En ese proceso se pueden hacer grandes avances para liberarse de la esclavitud mental, aliviar enfermedades físicas y psíquicas, ver lo que se debe ver y hacer lo que se debe hacer.  Somos lo que pensamos…

Y a partir de esto, detente  en lo que estás ahora, respira hondo, cierra los ojos, estírate y deja que el  bienestar  que es tuyo, recorra cada rincón; te lo mereces. De seguro que los pensamientos son mucho mejores que los que habían, y te mejoraron el día.

“Nuestro cerebro es el mejor juguete que se ha creado. En él están todos los secretos, incluso el de la felicidad.” Charlie Chaplin

 

Reflexión Semanal #9

Reflexión Semanal 9
@rasim4mmmm

Las emociones, uff qué difícil se hace a veces convivir con ellas; así como perturban, también permiten ESTAR.  Llámese dolor, alegría, incertidumbre o certeza, todo esto es parte del diario vivir. No se trata de controlarlas ni evadirlas, sólo se deben hacer parte de uno mismo, navegar en sus aguas sin sucumbir, es lo que nos hace estar vivos. Observarlas, sentirlas y comprender que cada persona tiene en su mundo interior un sinfín de emociones que la embargan durante su existencia, en cada momento incluso durante el sueño; eso ayuda al autoconocimiento, crecimiento  y también ,  con conciencia, respetar al otro, aunque no se esté de acuerdo con  sus reacciones. Así como a veces  desconoce uno mismo  qué tormento lo está invadiendo , es de suponer que a otros les sucede lo mismo.

Pero las emociones no son negativas por sí mismas, esa connotación se les va dando de acuerdo a la capacidad y forma de reaccionar frente a ellas. La ira por ejemplo, hace cometer hasta crímenes, pero también ayuda a tomar conciencia de la reactividad y hasta qué punto se es capaz de llegar, cegado por la emoción. Así como algunos lloran desenfrenadamente de alegría, hay otros que permanecen más indiferentes. Y así, se pueden enumerar infinitas formas, lo que no se debe olvidar es que están ahí, no se pueden borrar u olvidar.

“Cuando uno tiene la sensación de disgusto por el mal, cuando uno se siente tranquilo, encuentra el placer de escuchar buenas enseñanzas, cuando uno tiene esos sentimientos y los aprecia, uno es libre de temor.” Buda

 

Reflexión Semanal #8

Reflexión Semanal 8
Shree Ram Shrestha

Existen ciclos en la vida en los cuales los NO son reiterados, a veces por períodos largos, y además con la sensación que nada resulta; se va sintiendo una pérdida de fuerza, desánimo, se cuestiona todo, incluso si se está en un error en lo que se cree correcto. Astrológicamente esto se manifiesta como un ciclo en la vida cuyo objetivo es el crecer, aprender y tratar de comprender que todo es por un bien mayor y a largo plazo. Son etapas en  que hay que aplicar la voluntad y sabiduría para no desfallecer  y encontrar otras formas de llegar a los objetivos.

Hasta que repentinamente llega un gran SI, aparece incluso de una forma sorpresiva, y es en ese instante que se logra comprender y agradecer el período que se veía como negativo; aquí es donde todo cobra sentido y se ve la perfección de la concatenación de los hechos. Ahí, en esos momentos, sólo se sonríe y se siente que la vida vale la pena vivirla.

La vida es como una bicicleta. Para mantener el equilibrio tienes que seguir adelante”. Albert Einstein