Reflexión Semanal #68

Reflexión Semanal #68
@evgenia1988istinova

Quizás, sólo quizás, lo que estamos viviendo sólo nos dice  que debemos volver al origen, a lo que somos; seres espirituales transitando por este mundo en un cuerpo físico; conectarnos con la simplicidad, a lo que vinimos, a dejar de perseguir lo individual y egoísta, para ir detrás de lo esencial, aportar y construir. Dejar de depredar y conectar nuevamente para vibrar en una frecuencia superior de generosidad y humildad.

El Universo nos está despojando de una manera muy sutil de esa creencia que todo lo podemos controlar, que todo es adquirible y “comprable”; y lo está haciendo de una forma en la cual nuestro ego se debilita, hacernos ver que somos vulnerables y que nuestro mayor miedo, “la muerte”, es el que nos hace algo humildes e indefensos. Porque en el momento que se susurra el hecho que existe un “peligro” frente al cual no tenemos protección ni “control”, comienza el pánico colectivo. Se toman medidas, se inventan cosas, la sombra se encarga de demostrar que somos vulnerables  y perdemos incluso la cordura y la perspectiva; actuamos de formas irracionales y el señor rumor toma el control. Los números, lo material,  índices, se desploman una vez más, e insegurizan, porque en el fondo todo es virtual, no es real; más miedo aún.

Por alguna razón el “guardarnos” en nuestros hogares, nuestro templo,  nos lleva a cuidar a los nuestros, compartir, estar tranquilamente en compañía de la música, la lectura, la conversación  y dejar de embriagarnos con el externo que a veces sólo es un medio de evasión. Retornar a ese espacio único y rico, es el que nos hace seres creadores y más pensantes, viviendo el presente.

Quizás, sólo quizás, este reencuentro “obligado” contigo, es el primer paso para una vida más plena y consciente, en la cual podrás encontrar  el sentido de esta vuelta por acá; un regreso que sólo conduce a ser mejor, y por qué no, a una comprensión superior que sólo te traerá paz.

“Uno nunca tiene miedo de lo desconocido, uno tiene miedo de lo conocido llegando a su fin”. J Krishnamurti

Brújula Astral 28.2

Brújula Astral
Gajendra Rawat king

El tan “temible” mes de Marzo, astrológicamente no es de temer, sólo son energías de cambio que están en constante movimiento, y esto ya viene desde hace un tiempo. El miedo, incluso pánico que algunos desean infundir es sólo, una vez más, una forma de ejercer el control; cuántos están lucrando y aprovechándose de esa circunstancia. Por ello es muy importante observar de qué forma reaccionamos individualmente frente a los estímulos, porque eso se traduce en la reacción colectiva.

Ahora vamos a la astrología individual y las energías que se aproximan, para así poder entender mejor la reacción colectiva de la cual formamos parte. El mes parte con una redefinición de los valores y la autoestima, incluso todas las relaciones cercanas; nos estamos mirando en cuanto a cómo quiero que me quieran, y cómo voy a querer yo; qué es lo que ya no deseo en mi vida porque emocionalmente me hace daño. Puede ser un trabajo, un lugar físico, una amistad, una pareja e incluso algún objeto que estamos encontrando feo y que debemos deshacernos de él.

Es una energía quizá leve de corto plazo, pero sólo la preparación  de un período más largo y notorio que ya comienza a gestarse. A partir de lo anterior, entenderemos que debemos desechar algunas situaciones que ya no van, que debemos hacer cambios, que estamos vislumbrando nuestra vida desde un punto de vista más amplio, no sólo como un ente que funciona y respira, sino como un ser integral con deseos y proyectos. Eso implica liberar ideas y conceptos de lo que pensábamos que era, y que quizá ya no será; que hay algo más preparado para nuestra vida, y que ese algo puede ser fascinante y hermoso. Por qué no, más autovaloración y deseos de libertad. Que aquello causa incertidumbre, por supuesto que sí. Calma, todo llegará a su tiempo.

Como siempre menciono, déjate llevar, mira a tu interior y escucha a tu alma; desde allí salen las mejores respuestas para tomar las mejores decisiones, las que van de acuerdo a los tiempos y lejos de la ansiedad. Y con esa hermosa conexión, podrás ser un gran aporte a los tiempos actuales; un ser de Luz, en paz, y que desde la energía colectiva del amor, puede apaciguar la oscuridad reinante. Namasté.

Reflexión Semanal #63

Reflexión Semanal #63
@EpuriVenkat

Rabia, odio, enojo, tristeza, sentimientos que nos han rondado este último tiempo y que están latentes en el ambiente. Se nos ha enducerido el corazón y hemos dejado de ver, nos hemos salido del centro y nos hemos vuelto más grises.

En tiempos de crisis externas, no podemos dejar de reaccionar y aunque sea con indiferencia, también es una reacción. Ahora debemos ver qué emociones afloraron en este proceso, qué frustración estaba tan oculta que nos ha hecho aflorar estos sentimientos desbordantes y desequilibrantes, qué no habíamos visto y qué tema no estaba resuelto como pensábamos; quizá funcionábamos como autómatas y nos habíamos olvidado de nuestro origen. Nos habíamos alejado de lo importante. Y esta crisis lo que ha hecho, es remecernos y llevarnos a ocuparnos de  nuestro interior. Sobran los análisis socio-políticos, lo que ocurrió ya está, y el devenir es incierto. Lo que queda, eres tú, y tu momento presente.

Elegirás caminar con el corazón endurecido?, o lo comenzarás a llenar de suavidad y dulzura. La risa de un niño, el cantar de las aves, el disfrutar con tus seres queridos, el enamorarte, el gesto amable, la caricia, tu canción favorita, cantar, bailar y  reír.  Envuélvete  de esa energía positiva y liviana. No cargues con la pesadez del pesimismo y la sombra. La vida continúa, y nada es para siempre. Los bellos momentos también se construyen y tu Ser quiere que seas feliz. Namasté.

“Lo que me rodeaba también estaba dentro de mí, y para ver el mundo sólo tenía que mirar en mi interior”. Paul Auster

 

Reflexión Semanal #57

reflexión Semanal #57
@selami34arslan

Pensamientos negativos pueden echar a perder tu día o tu semana, y la de los demás también. Pensamientos oscuros te llevan a actuar o reaccionar desde la rabia, la frustración, el miedo, la ansiedad,  e incluso te pueden llevar a perder el control y hacer daños irreparables. Generalmente no nos damos cuenta en la espiral descendente que se encuentra nuestra negatividad, y caemos en una actitud amarga, que nos traen eventos negativos a la vida y lo peor, a las personas que nos rodean.

Un  buen primer paso para salir de ahí, es preguntarse qué pensamientos negativos están rondando nuestra mente; con qué frecuencia, qué tan reales son y cómo nos llevan a actuar. Cómo nos complican el diario vivir, y cuánto nos alejan de la felicidad y la alegría.  Tomas esta información que descubriste, la analizas, la observas y decides qué vas a hacer con ella. Dos opciones: o permanece ahí para siempre dominando tu vida, o te haces cargo y la desechas de tu mente, mejorando así tu calidad de vida. Con esa claridad, ya hicimos el cambio a positivo, y las nubes pueden comenzar a disiparse; y si es que hay que hacer cambios, bienvenidos sean.

Sé bondadoso contigo, piensa bonito, y observa lo bello que te rodea. No alimentes a la oscuridad con lo que más le gusta, tu propia desgracia.

“Purifica tus ojos, y mira la pureza del mundo. Tu vida se llenará con radiantes formas.” Rumi

Reflexión Semanal #56

reflexión Semanal #56
@mr.stark

Lidiamos a diario y en cada momento con la negatividad. La nuestra, la que emana de nuestros pensamientos y de nuestra actitud frente a los hechos. Y la externa, el estímulo constante que nos bombardea y nos pone a prueba a cada instante; la oscuridad es ruidosa, se propaga con mucha rapidez, se divulga a través de todos los medios de comunicación masiva; otras formas son  la agresividad del entorno, la charla inútil, el chisme, la agresión, en fin, todas las manifestaciones que sabemos existen, y que a veces se hace difícil sobrellevar. Todos llevamos un área de oscuridad, nadie está exento, depende de cada uno elegir que ésta te domine, o haces el cambio y funcionas a partir de la actitud luminosa y positiva; también depende de cada uno, si enganchas con el entorno, o te retiras silenciosamente a tu espacio de luz, alejándote de personas y situaciones negativas.

No lo veas como una lucha, mejor observa cómo se va desarrollando dentro de ti la capacidad de abstraerte y de enfocarte desde otra perspectiva; una perspectiva positiva, llena de alegría y comprensión; así se irá disipando esa energía gris, y tu día y tu alma se irán llenando de colores alegres. De esta forma, atraerás lo mejor a tu vida, alegría, magia y milagros.

“No hay deber que descuidamos tanto como el deber de ser felices”.Robert Louis Stevenson

 

 

Reflexión Semanal #54

Reflexión Semanal #54
@anna.56068

Los cambios en la vida son etapas inevitables, desconocidas a veces,  y por lo tanto producen temor. Otras veces son procesos cuya gestación vamos sintiendo e intuyendo; algo en nuestro Ser nos impulsa a tomar ciertas decisiones, a seguir un llamado interno que constituye una serie de eventos relacionados, y que nos llevan finalmente a un cambio en la vida.

Pero todo cambio es de adentro hacia afuera; si crees que el exterior se te mueve cual terremoto, es porque seguramente no escuchaste los susurros previos para ir encausando tu vida hacia otro lugar. A veces es necesario, debido a nuestra naturaleza, que la vida se manifieste en forma violenta para que tomemos conciencia que algo no está bien y que debemos encaminarnos en otra dirección; que debemos cambiar algunos hábitos; que debemos ocuparnos más de nosotros mismos y por qué no de los demás.

Si deseas REALMENTE un cambio en tu vida, descansa, piensa y escucha tu llamado interno. Qué es lo que verdaderamente deseas que cambie,  y qué tan dispuesto estás para hacer lo que sea necesario para que ello se concrete. Lo tienes claro? Entonces manos a la obra, aplica voluntad y certeza, que el lugar y las circunstancias que llegarán, será lo adecuado para ti. Abraza el cambio, sonríe y entrégate a ese fluido maravilloso que te llevará a una bella nueva experiencia, y tu corazón se sentirá lleno.

“Las emociones negativas como la soledad, envidia y culpa juegan un importante papel en una vida feliz; son grandes señales de que hace falta cambiar algo.” Gretchen Rubin.

 

 

Reflexión Semanal #53

Reflexión Semanal #53
@bilansergey2

La ACTITUD, es un gran medio que poseemos para nuestra “autosanación”. De ella depende cómo nos enfrentamos al diario vivir, y a los desafíos que nos presenta la vida. Si tu actitud es de enfermedad, claramente que te vas a enfermar; si te sientes derrotado y abatido, verás la vida como un gran esfuerzo difícil de sobrellevar; si la soberbia se ha apoderado de ti en todos tus actos y pensamientos, entonces la vida te pondrá uno y otro obstáculo para hacer el cambio.

Cuál es la actitud que estás llevando contigo desde hace un tiempo, que se está haciendo una constante, y ni siquiera te has dado cuenta? Obsérvate y trata de descubrir cuál es. Vas encaminado hacia la actitud de la felicidad, o vas en el camino de lo gris, cayendo en una espiral descendente?

Si deseas un cambio, el primer paso es cambiar la actitud. Si esa es tu opción, aplicas la voluntad, estado superior del alma, y las respuestas y mensajes comenzarán a llegar solos. Te llegará la ayuda que necesitas y verás cómo tu vida empieza a tornarse más luminosa, alegre y las bondades se presentarán más a menudo.

De ti depende si deseas hacer el cambio, o no. Atrévete.

“Una persona feliz no tiene un determinado conjunto de circunstancias, sino un conjunto de actitudes.” Hugh Downs.